Seguridad Vial

Seguridad Vial

Alineada con la necesidad de mejorar la seguridad vial a nivel mundial y en sinergia con la OMS y la ONU (que ha establecido esta década como “de acción en Seguridad Vial”), surge esta Norma Internacional como herramienta facilitadora de su objetivo principal: reducir las muertes y heridas graves derivadas de los accidentes de tráfico.

La norma UNE-ISO 39001, titulada literalmente ‘Sistemas de gestión de la seguridad vial. Requisitos y recomendaciones de buenas prácticas’, especifica los requisitos de un Sistema de Gestión en Seguridad Vial, incluyendo el desarrollo y aplicación de la política preventiva y de sus planes de acción, y teniendo en consideración normativas legales y de otro tipo que la organización haya suscrito. Se alinea, además, con los conceptos de ‘mejora continua’ y de ‘actuación en tiempo real’, conteniendo todos los ámbitos en el que puede tener influencia la Seguridad Vial y proponiendo el cómo gestionarlos y mejorarlos.

La UNE-ISO 39001 está abierta a cualquier organización, pública o privada, que pueda generar cualquier tipo de impacto en la Seguridad Vial y que sea sensible a mejorarlo. Su ámbito, por tanto, trasciende de las empresas con flotas de vehículos y alcanza a todo tipo de organizaciones.

Se pueden analizar sus beneficios desde muchos aspectos. Entre otros destacan especialmente:

A nivel externo:

  • Mejora de la imagen de la organización con incremento de su prestigio.
  • Apertura de nuevos mercados en empresas, al figurar como mérito en actuales licitaciones.
  • Aumento de la fidelidad de clientes, demostrando que están involucradas en la constante mejora de sus procesos de gestión.

A nivel interno:

  • Mejora la gestión de riesgos y costes.
  • Aumento de la productividad.
  • Orientación hacia la mejora continua, permitiendo superar las metas de objetivos ya alcanzados.
  • Mayor motivación de los integrantes de la organización.
  • Facilita la habilidad para crear “valor”.
  • Mejora del clima laboral.

Relacionados con los costes:

  • Evita o disminuye los costes derivados de un accidente laboral.
  • Evita sanciones por incumplimiento de normativa laboral en prevención de riesgos viales.
  • Permite obtener ahorros entre el 5% y el 10% de cotizaciones en contingencias profesionales (conexión con el sistema ‘bonus’ de siniestralidad laboral).

En ACCM tenemos los mejores y más actualizados expertos en la Auditoría de esta Norma, que le aportarán el máximo valor añadido a su proceso de certificación.